inoticia

Noticias De Actualidad
Dentista acusado de asesinar a su esposa en un safari de caza en África por efectivo del seguro

Un dentista de Pensilvania y entusiasta de la caza mayor presuntamente asesinó a su esposa durante un viaje de caza en África por un pago de seguro multimillonario, según un documento recientemente revelado por los fiscales federales.

El Dr. Lawrence P. Rudolph, un hombre de 67 años que fundó Three Rivers Dental Group, fue arrestado y acusado de asesinato y fraude, según una declaración jurada en apoyo de una denuncia penal obtenida por The Daily Beast. Rudolph fue puesto en prisión preventiva sin derecho a fianza el 4 de enero y fue acusado formalmente al día siguiente, según muestran los documentos.

Según los federales, el objetivo era “defraudar a las compañías de seguros de vida” con el pretexto de que la muerte de su esposa Bianca Rudolph fue un accidente.

Tres abogados que representan a Rudolph, David Oscar Markus, Margot Moss y Lauren Doyle, criticaron el “proceso escandaloso” contra el dentista en un comunicado a The Daily Beast, de quien dijeron, “amaba a su esposa de 34 años y no la mató. .”

Para ejecutar el elaborado esquema a más de 7,000 millas de su casa en Greensburg, la declaración jurada presentada en el Tribunal de Distrito de los Estados Unidos, Distrito de Colorado, alega que Rudolph asesinó a su esposa, Bianca, “con premeditación, mientras los dos estaban en un viaje de caza en Zambia. el 11 de octubre de 2016.” Él procedió a incinerar su cuerpo tres días después del incidente y finalmente cobró aproximadamente $5 millones en seguros de vida, según los federales.

La declaración jurada establece que el plan se desarrolló después de que Rudolph tuvo varias aventuras, pero expresó que nunca se iba a divorciar de su esposa porque no quería perder dinero. Los documentos judiciales también obtenidos por The Daily Beast sugieren que el guía de caza mayor de la pareja, que no se menciona en la declaración jurada, ayudó a Rudolph durante todo el proceso antes de recibir un total combinado de $ 53,000 del dentista en 2017.

“Además de la evidencia del motivo, los ingresos del seguro y el posible deseo de vivir abiertamente con [a] novia: evidencia adicional recopilada durante la investigación apoya [the] conclusión de que existe una causa probable para creer que Bianca Rudolph no murió por accidente y, más bien, fue asesinada por Lawrence Rudolph”, afirma la declaración jurada.

Los federales señalan que su investigación concluyó que ella no pudo haberse disparado a sí misma con una pistola de cañón tan largo, como alegó anteriormente Rudolph y concluyeron los investigadores locales.

Los cargos son el drama legal más reciente para el director destituido del Safari Club International, una organización sin fines de lucro con sede en Arizona que defiende los derechos de los cazadores. Después de pertenecer al club de grandes juegos durante más de 25 años, en los que se desempeñó como presidente durante tres y actuó como su principal portavoz, Rudolph finalmente fue despedido. Safari Club International no respondió de inmediato a la solicitud de comentarios de The Daily Beast.

En represalia, Rudolph demandó por difamación en dos estados, pero ambos casos finalmente fueron desestimados. Sin embargo, continúa el litigio en Pittsburgh.

En una moción del 4 de enero para la liberación temporal de Rudolph, sus abogados afirmaron que la decisión de los fiscales de acusar al dentista en Colorado proporcionó una ventaja injusta para tratar de aislarlo de sus amigos y familiares, que no viven en el estado. La moción establece además que el médico ha sabido durante al menos cinco años que ha estado bajo investigación y no ha hecho ningún esfuerzo por huir u ocultar activos, pero los fiscales aún insistieron en su detención al arrestarlo cuando regresaba de un viaje planeado. a México

“En 2016, su esposa tuvo un terrible accidente durante un viaje de cacería en Zambia”, dijeron los abogados en su declaración. “Los investigadores en la escena concluyeron que fue un accidente. Varias compañías de seguros también investigaron y acordaron. Ahora, más de cinco años después, el gobierno está tratando de fabricar un caso contra este dentista muy respetado y respetuoso de la ley. El Dr. Rudolph espera su juicio donde demostrará su inocencia”.

El Departamento de Justicia no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios.

Los investigadores afirman que los Rudolph se casaron alrededor de 1982 después de conocerse cuando él estaba en la escuela de odontología y ella era estudiante de la Universidad de Pittsburgh. Casi al mismo tiempo, Rudolph comenzó una empresa dental, a la que su esposa Bianca se unió inicialmente antes de tener los dos hijos de la pareja.

“Después de quedar discapacitado aproximadamente en 2006, Lawrence se separó de sus socios y comenzó un nuevo grupo de consultorios dentales conocido como Three Rivers Dental”, afirma la declaración jurada, y señala que la práctica dental aún estaba en funcionamiento.

En su tiempo libre, alegaron los investigadores, los Rudolph viajaban y cazaban, y hacían “viajes de caza a África” cada vez más frecuentes y se convirtieron en miembros activos de una destacada organización de caza. Durante su tiempo en el Safari Club International, Rudolph recibió el “Premio Weatherby” por su “logro de caza, apoyo destacado a la conservación y dedicación a la caza deportiva ética”. Su página de Facebook incluye varias fotos de él posando con cadáveres de animales.

Para 2016, la pareja había realizado varios viajes a Zambia, incluida su última excursión entre septiembre y octubre de ese año, donde la declaración jurada dice que “el objetivo de Bianca Rudolph… era matar un leopardo”.

“No logró matar a un leopardo, pero sí mató a muchos otros animales durante el viaje”, señaló la declaración jurada, que indica que Lawrence no cazó activamente en el viaje en el que la pareja llevó un rifle Remington .375 y una escopeta Browning de calibre 12. .

Los investigadores alegan que aproximadamente a las 5:30 am del 11 de octubre de 2016, la pareja estaba empacando para dejar su campamento de caza en el Parque Nacional Kafe cuando Bianca “recibió un disparo en el pecho con la escopeta Browning”. En ese momento, Rudolph le dijo a la policía de Zambia que estaba en el baño cuando escuchó el disparo.

Rudolph le dijo a la policía local que salió y encontró a su esposa “tirada en el piso sangrando por el pecho” y trató sin éxito de resucitarla. “Lawrence le dijo a la policía de Zambia que sospechaba que la escopeta se había dejado cargada durante la cacería del día anterior y que la descarga se produjo mientras ella intentaba guardar la escopeta en su estuche”, agregó la declaración jurada.

La policía también entrevistó al “guía de caza profesional” de la pareja, quien dijo que estaba “completando el papeleo relacionado con la caza en el comedor del campamento” cuando le dispararon a Bianca. Cuando llegó a la cabaña de la pareja, le dijo a la policía, vio a Rudolph gritando pidiendo ayuda mientras su esposa estaba en el suelo. Un cazatalentos de Zambia, que había estado escoltando a los Rudolph durante su cacería, le contó a la policía una historia similar y señaló que vio la escopeta tirada cerca de la puerta.

En última instancia, el Servicio de Policía de Zambia concluyó que la evidencia del incidente sugería que el arma estaba cargada en una cacería anterior y que “no se tomaron en consideración las Precauciones normales de seguridad al momento de empacar el arma de fuego, lo que provocó que el arma de fuego se disparara accidentalmente, ”, dice la declaración jurada.

Poco después del incidente, los investigadores afirman que Rudolph llamó a la Embajada de los Estados Unidos para informar que su esposa había muerto “a causa de un disparo accidental” antes de cambiar rápidamente la conversación “al tema de incinerar el cuerpo de Bianca y abandonar el país”. La solicitud de cremación se concedió solo dos días después del incidente fatal, una decisión que llevó al jefe consular de la embajada a decirle al FBI que “tenía un mal presentimiento sobre la situación, que pensaba que se estaba moviendo demasiado rápido”.

“Como resultado, viajó a Ideal Funeral Home con otras dos personas de la embajada para tomar fotografías del cuerpo y preservar cualquier evidencia potencial”, dice la declaración jurada, y señala que cuando tomó varias fotografías del cuerpo de Bianca, notó la herida de bala. fue “directo al corazón”.

El jefe consular también notó que Bianca tenía una segunda lesión en el pecho causada por el “guatazo” de un cartucho de escopeta, lo que le hizo creer que la distancia entre la boca del arma y su pecho era de entre 6,5 y 8 pies. Los fiscales, sin embargo, afirman que este análisis aparentemente contradecía la conclusión de la policía local y la historia de Rudolph.

Para hacer las cosas aún más extrañas, el jefe consular le dijo más tarde al FBI que en los días posteriores al incidente, Rudolph le dijo que creía que su esposa “podría haberse suicidado disparándose con la escopeta”.

Cuando los investigadores comenzaron a revisar la vida de Rudolph, notaron que había varias pólizas de vida y muerte accidental para Bianca en el momento de su muerte, incluidas algunas compradas originalmente en 1987 y “actualizadas y ajustadas en 2016”. Los investigadores notaron que había nueve pólizas a nombre de Bianca, por un total de $4,877,744.93.

Durante las entrevistas con las compañías de seguros, el guía de caza profesional anónimo tuvo que volver a contar su historia de los hechos, incluida la especulación de cómo Bianca pudo haberse disparado a sí misma con la pistola de cañón deportivo de cuerpo entero. La declaración jurada establece que “cada una de las compañías de seguros… finalmente concluyó que se debe pagar la póliza correspondiente”.

Pero mientras que Rudolph recibió casi $5 millones en las pólizas de seguro de su esposa, el FBI fue llamado rápidamente para investigar el caso después de recibir una llamada de uno de los amigos de Bianca el 27 de octubre de 2016. La declaración jurada establece que el amigo “sospechaba de un crimen porque Lawrence Rudolph había estado involucrado en relaciones extramatrimoniales anteriores y había tenido una aventura en el momento de la muerte de Bianca”.

Otros testigos corroboraron la supuesta aventura de Rudolph, incluido un ex empleado de Three Rivers Dental que dijo que conocían a una novia, que era gerente en la práctica dental. La exempleada le dijo a los investigadores que la novia dijo que había estado en una relación con Rudolph durante “aproximadamente 15 a 20 años”.

La declaración jurada señala que la novia le había dicho a la exempleada que le había dado a Rudolph “un ultimátum de un año para vender sus consultorios dentales y dejar a Bianca”, aunque los investigadores no dijeron cuándo se hizo esa amenaza. Para 2017, dijeron, la novia se había mudado con Rudolph.

Los investigadores también dijeron que encontraron registros financieros que mostraban que Rudolph y su novia viajaban con frecuencia a Cabo San Lucas, México, incluido un viaje un mes después de la muerte de Bianca.

El amigo de Bianca también acusó al dentista de ser “verbalmente abusivo en el pasado y que los dos habían tenido peleas por dinero”. La declaración jurada también señala que la amiga no identificada creía que Bianca no habría querido ser incinerada porque “era una católica estricta que una vez expresó su desaprobación de que [the friends’] mi esposo fue incinerado”.

“Larry nunca se va a divorciar de ella porque no quiere perder su dinero, y ella nunca se va a divorciar de él por su catolicismo”, dijo el amigo a los investigadores, según la declaración jurada.

En una entrevista posterior, el mismo amigo también señaló que los hijos de la pareja no se enteraron de la muerte de su madre hasta “una semana después de que ocurriera y que algunos de los amigos y familiares de Bianca no se enteraron de la muerte hasta el funeral” allá por el Estados Unidos.

Los fiscales también señalan en la declaración jurada que otra persona estuvo presente durante la supuesta pelea de Rudolph después de la muerte de su esposa: la ex esposa del guía de caza profesional. En una entrevista con el FBI, la exesposa del guía describió hasta dónde supuestamente llegó Rudolph en Zambia para ocultar la muerte de su esposa, incluso no llamar a propósito a sus hijos después del incidente. También dijo en una entrevista que “la religión era importante” para Bianca y que se sentía incómoda al continuar con la cremación, que supuestamente tuvo lugar en África.

Según una orden de allanamiento de teléfono celular obtenida por The Daily Beast, el guía de caza finalmente recibió $30,000 de Rudolph en enero de 2017, y $23,000 más dos meses después.

La declaración jurada señala que la ex esposa del guía tenía otra razón para desconfiar de la cremación. Después de revisar las fotografías de Bianca y el informe del patólogo forense de Zambia, un médico forense de Colorado concluyó que “sería físicamente imposible disparar accidentalmente esta escopeta en su estuche y producir el defecto de entrada que se observa en el cuerpo de la Sra. Rudolph”. dice la declaración jurada.

“Lo más probable es que la punta del maletín estuviera al menos a dos pies de la Sra. Randolph cuando se descargó el arma, independientemente de si estaba en el cilindro o en la configuración de estrangulador completo”, concluyó el médico forense, según la declaración jurada. “Además, sería extremadamente difícil, si no imposible, que la Sra. Rudolph alcanzara el gatillo de esta arma incluso si se colocara en el estuche con el cañón presionado contra su pecho”.

El supuesto plan de Rudolph para absorber el dinero del seguro de su esposa no es el primer problema legal del dentista. Después de que presentó dos demandas contra Safari Club International, el club presentó su propio litigio en 2013 en California, alegando que Rudolph fue negligente y dañó su reputación. Entre las salvajes acusaciones que hizo el grupo: Rudolph invitó al difunto expresidente del club a almorzar en febrero de 2013, donde grabó en secreto la conversación y la publicó en línea.

Los abogados de Rudolph han pedido su liberación temporal, citando una combinación de factores que incluyen la pandemia y que el dentista estaba detenido en Colorado. Llamaron al estado “una jurisdicción ajena a él, donde carece del apoyo de amigos o familiares que puedan visitarlo y ayudarlo a organizar sus asuntos para montar su defensa”. Sus abogados también afirmaron que durante la audiencia de detención de Rudolph, un agente federal testificó que la fiscalía estaba aislando “deliberadamente” al dentista “para obtener una ventaja injusta”.

“Permitir tal juego descarado en un caso que presenta acusaciones tan serias corre el riesgo de convertir el juicio final en un procedimiento vacío y una burla de la justicia y del sistema judicial mismo”, decía la moción de solicitud de libertad bajo fianza.

Los abogados de Rudolph también insistieron en que el “odontólogo muy conocido y respetado” sin antecedentes penales padecía problemas médicos graves que podrían verse exacerbados por el COVID-19, incluido un problema cardíaco.

Los fiscales, sin embargo, criticaron la solicitud de fianza presentada el lunes, señalando que los abogados de los dentistas estaban en Miami y que su transferencia a Phoenix, como se solicitó, no sería obviamente beneficiosa para su caso.

“En cuanto a los problemas de salud, el acusado no ha ofrecido su estado de vacunación”, afirma la moción de respuesta del gobierno. “Si está vacunado, este tribunal y otros han concluido que este es un factor sustancial en la evaluación de los riesgos de COVID”.

About Post Author